03 agosto 2009

Escribir, pensar e influir

El escritor Javier Marías, en El País (11-6-09)

"Hace poco conocí personalmente a Ferlosio, y me dijo que un artículo de prensa no mueve ni una hoja. Yo también tengo esa sensación. Aunque a veces hay gente que los agradece. Todos los que escribimos columnas tenemos el deseo de influir un poco. No tendría sentido escribir sin ese afán de convencer, de razonar, de argumentar".
"No tiene mucho sentido escribir en prensa", dice, "si es para decir lo que ya opina todo el mundo. Y lo que opina la época, sobre todo. La gente, y me incluyo, no nos damos mucha cuenta de hasta qué punto pensamos muy poco por nosotros mismos. Hay valores que son de la época y que se dan tan por sentados que nadie se para a pensar si están bien o mal. Si eres de derechas toca decir esto; si de izquierdas, esto otro. No me interesa".

La inercia, la comodidad, o la falta de tiempo relegan al pensamiento a un segundo plano, y sin darnos cuenta estrechamos nuestra mirada de las cosas. Según el escritor alemán August Becker, "suele decirse que tú eres como ves el mundo". Ese mundo hoy nos llega sobre todo a través de imágenes, pero también por medio de palabras. De nuestra responsabilidad depende que las engullamos acríticamente o que reflexionemos de forma abierta sobre aquello que leemos.

Más información:
Javier Marías habló en El País Semanal (22/7/07) de la “tontuna” como un virus inoculado por los medios de comunicación, y se muestra convencido de vivir en una época de “decadencia absoluta” donde “tan sólo se aplaude el histrionismo, la grosería, el dislate, la ignorancia, la maledicencia y la mamarrachada”.


El pintor Fernando Botero, en ABC (20-5-08) que “la pintura no tiene la capacidad de cambiar nada ni política ni socialmente. El arte es un testimonio, tiene la fuerza de recordar algún acontecimiento cuando todo el mundo deja de hablar de ello, cuando ya no interesa a los periódicos”.

No hay comentarios: